Aunque ya tenga algún tiempo, vale la pena recordar el set de CARL COX en la boiler Room de Ibiza.